Uso del ácido hialurónico en ginecoestética

Uso del ácido hialurónico en ginecoestética

El ácido hialurónico es un polisacárido presente en la piel y muchas otras partes del cuerpo.

Es muy utilizado para hidratar, regenerar y dar volumen a la piel.

Tantos son sus beneficios que, en los últimos años, se emplea para mejorar la estética y funcionalidad genital femenina.

Su propiedad fundamental es retener grandes cantidades de agua y adoptar una conformación extendida en disolución, por lo que es útil a la hora de acojinar o lubricar. 

Permite mantener los niveles de humedad de la piel, ayudando a contrarrestar el envejecimiento.

Además, la administración de ácido hialurónico en ginecoestética, rehidrata y tonifica los tejidos vaginales y ayuda a una mayor lubricación.

También te puede interesar: Aumento de labios mayores con ácido hialurónico

Tipos de ácido hialurónico

Reticulado de densidad baja: se usa para bioestimular, rehidratar y tratar la hipotrofia leve. Es administrado mediante pequeñas inyecciones en la mucosa vaginal, lo cual mejora la lubricación.

Reticulado de alta densidad: usado en tratamiento de hipotrofia moderada o grave y atrofia de los labios de la vulva, contribuyendo a restablecer su volumen. Así consigue una mejor apariencia y mantiene la vagina más protegida. Se administra mediante inyecciones subcutáneas, rellenando la zona de los labios y el monte de venus.

Tratamientos con ácido hialurónico en ginecoestética

El uso del ácido hialurónico en ginecoestética se ha potenciado en tratamientos no invasivos, en especial aquellos de relleno y aumento de volumen mediante infiltraciones.

Por ejemplo, la atrofia y sequedad vaginal, el picor (vaginal o vulvar), infecciones urinarias de repetición, dolor en cicatrices (episiotomía), molestias ocasionadas por un tamaño excesivo de labios menores y atrofia de labios mayores, entre otros.

El tratamiento consiste en la infiltración de ácido hialurónico en la zona a tratar: mucosa vaginal, dermis o tejido celular subcutáneo.

Se realiza en consulta, tarda entre 20 y 30 minutos, y no presenta mayores riesgos, siempre y cuando lo realice un especialista en ginecología estética.

Recientes evidencias científicas demuestran que el uso de ácido hialurónico en ginecoestética impide que la zona intervenida regrese al estadio previo al tratamiento. 

¿Te gustaría aprender más?

Toma nuestro curso Online:

Aplicaciones del ácido hialurónico y tejido adiposo en ginecología

Aplicaciones del ácido hialurónico y tejido adiposo en ginecología
¿Te pareció útil este artículo? ¡Compártelo!

Bases Físicas del Láser
Descarga Gratuita

E-book Bases Físicas del Láser

Una guía completa para comprender la ciencia detrás de la herramienta y sus aplicaciones

¡Inscríbete!

RECIBE 10% DE DESCUENTO POR PRONTO PAGO

No pierdas la oportunidad de entrenarte junto a los mejores profesionales de la Ginecología Estética. Solamente son 10 participantes y  la oferta pronto pago finalizan en:

Días
Horas
Minutos

Esta página web utiliza cookies para mejorar tu experiencia de navegación.